28 ago. 2013

Call


Mientras escuchaba el constante tono de llamada me preguntaba como empezaría esa conversación. ¿Como se supone que empiezan las conversaciones? Con un 'Hola' supongo...

Entonces alguien atiende mi llamada.

"Hola" -Digo con los labios pegados al auricular.-

-¡Hola! Que sorpresa, que tal estas? -Responde una voz que hace vibrar mi corazón. - ¿De donde estas llamando?

"Estoy en una cabina." -Y ante la aclaración un gesto afirmativo se escucha al otro lado. - "No se cuanto tiempo voy a poder seguir sosteniendo esto... la verdad es que me duele, cada día."

-Lo siento...

"No es culpa tuya, solo creí que sería suficiente para llenar tu vida... que egoísta, verdad? obviamente tu necesitas mas cosas, los amigos... son importantes para ti."

-Me gustaría que dejaras de sentirte mal, no es algo tan extraño.

"He intentado apartar estos sentimientos de mi pero no creo que lo consiga... es muy difícil lidiar con esta obsesión, no puedo parar de pensar en ti."

-No eres una mala persona.

"Eso es lo que dices siempre... no soy una mala persona pero tampoco puedo respetar tu libertad, o tus deseos, o tu tiempo a solas, o a tus amistades..."

-Vamos... no te pongas triste.

"No es tristeza... solo quería decirte que estos sentimientos van a morir hoy, aquí, dentro de esta cabina telefónica, y no tendrás que volver a escucharlos, mis celos morirán, mis psicóticas paranoias morirán... yo...-

La llamada se cortó y la máquina anunció que el dinero introducido se había agotado.

"... también moriré." -La frase quedó pendiente pero no importó en su mente el diálogo continuaba.-

"Estoy bien, ahora que te he escuchado, tu eres feliz...eso me alegra. Adiós."

El hilo de la vida también fue cortado para quien apretó el gatillo dentro de ese cubículo de cristal reforzado con metal rojo...

Rojo... goteando en todas partes, eso fue lo que las autoridades encontraron horas después.


[ x x x ]